Deportes

Afición tuza pide cese de Marco Garcés y Pezzolano

Pachuca sumó un descalabro más en el torneo ante Querétaro, y ante lo que no sólo parece una crisis de resultados, sino deportiva, la afición tuza exige la salida del director técnico Paulo Pezzolano y del director deportivo Marco Garcés, luego del pobre arranque de torneo donde los Tuzos son antepenúltimos, sumado a que el equipo se ha hundido en la mediocridad en los últimos torneos.

En las redes sociales del equipo la afición expresó su descontento con los pésimos resultados de primer plantel. Los hinchas exigen vergüenza deportiva y que se vaya tanto el timonel como el director deportivo del equipo.

Te sugerimos: Cayeron los Tuzos 1-3 ante los Gallos

Después del torneo en que alzó el título del clausura 2016 ante Rayados y poco después conseguir el tercer lugar en el mundial de clubes, simplemente los Tuzos han dejado mucho que desear en su desempeño a los largo de los últimos torneos. La afición ve con enfado la preferencia que parece tener el hermano menor, además de reclamar la pobreza de resultados y que se extravió el rumbo del proyecto deportivo.

Acostumbrada a sostener los proyectos, la directiva tuza se encuentra ante lo que quizá parece el fin de un ciclo en la institución, pues la afición exige no sólo la búsqueda de otro entrenador, sino que haya cambios más arriba, apuntando un relevo en la dirección deportiva.


Y es que en los últimos años, Pachuca se ha dedicado a manosear jugadores. Prueba de ello son los refuerzos que se han traído de Talleres de Córdoba, quienes pasaron sin pena ni gloria o no eran tomados en cuenta en el primer equipo, y a su regreso a la “T”, no sólo tuvieron destacados torneos, sino que incluso van a Europa, como el caso de Nahuel Bustos, jugador que desperdició el conjunto blanquiazul al no darle minutos.

Otros casos son de refuerzos que al no transitar un buen periodo de adaptación, terminan siendo traspasados al León donde entregan buenos resultados. Ejemplos sobran. Otro caso extraño es el de figuras que empiezan a descollar con Pachuca, como Edwin Cardona, colombiano que ayudó al equipo a entrar a una liguilla y después terminó desaparecido en el equipo, fue transferido a Xolos y ahora vuelve a tener buenos momentos en Boca Juniors.

Aunque Pachuca es una de las canteras más reconocidas del país, y en fuerzas inferiores hay resultados aceptables, tras la salida del triunvirato Lozano-Gutiérrez-Pizarro, a los jugadores noveles les ha costado afianzarse en el primer plantel, no se ve un buen seguimiento en ellos.

Justamente los jóvenes subcampeones del mundo con la selección Sub17 hace dos años, actualmente no se sabe nada acerca de su seguimiento, salvo Eugenio Pizzuto, que fue cedido al Lille donde no tiene actividad. De los otros, como Bryan González, Bruce El-mesmari, Israel Luna, Kevin Ortega y Leonardo Vilchis, que fueron seleccionados o hicieron el proceso en la selección subcampeona en Brasil 2019, muy poco se les ve en el primer equipo.

En cuanto a entrenadores, luego de la salida de Diego Alonso, trajeron a Pako Ayestarán que no dio resultados, fue relevado por un histórico de Boca como Martín Palermo, quien tuvo una actuación medianamente aceptable y trajeron a Pezzolano, que no logra consolidar su estilo de juego en el club.

La afición ya se hartó del manejo que observa en el equipo, por lo que pide cuentas, exige cambios y que tenga un rumbo ganador el equipo blanquiazul, que navega entre la incertidumbre y la mediocridad. Pezzolano ha pedido paciencia, pero la hinchada quiere resultados, no los tiene y exige cambios.

Edgar Chávez

Periodista nacido en Pachuca. Egresado UNAM FES Aragón

Publicaciones relacionadas