CFE mete reversa y evita multar a tres pueblos indígenas

Luego de una movilización de gente de dos comunidades de Huejutla, la Comisión Federal de Electricidad (CFE) condonó una multa de 750 mil pesos a habitantes de tres comunidades que habían conectado de forma clandestina una bomba para obtener el servicio de agua potable.


Personal de la paraestatal cortó el suministro de energía eléctrica a la bomba del servicio de agua por hacer uso de la luz sin pagar y multó con 750 mil pesos porque la conectaron de manera clandestina.


Vecinos las localidades de Zoquitipán y Oxeloco, acudieron a la Superintendencia de la CFE en donde se manifestaron en contra de la multa la cual consideraron que es impagable debido a las condiciones económicas actuales en las que viven.

Alcaldes los olvidaron


Los manifestantes explicaron que la falta de atención de los tres últimos presidentes municipales, quienes omitieron gestionar o pagar “la bajada de la luz” prácticamente los obligó a que se conectaran el servicio ellos mismos, debido a que solo faltaba bombear el agua para tener el suministro.


El grupo de inconformes bloqueó el bulevar Corona del Rosal y aseguró que no se moverían del lugar hasta que hubiera una solución al problema.


Personal de la paraestatal y los vecinos acordaron retirar la multa por lo que minutos después retiraron el bloqueo.