Crematorio municipal duplicó su trabajo debido a pandemia

El crematorio del panteón municipal de Pachuca prácticamente duplicó su trabajo a partir de la pandemia de Covid-19.

De acuerdo con los registros, antes de aparecer el virus se cremaban de una a dos personas y actualmente son llevadas entre tres a cuatro personas a diario, informó Vanessa Reyes Navarro, secretaria de Servicios Municipales del ayuntamiento.

La funcionaria comentó que la Secretaría de Salud emitió algunos criterios para todas aquellas defunciones de pacientes Covid, por lo que en algunos casos sí se ordena la cremación.

No obstante, explicó que hay algunos casos donde se facilita la inhumación de los cuerpos.

“Se han dado algunos lineamientos que determinan que para aquellos que sean inhumados, el cajón o la caja fúnebre sean manejados con las medidas de seguridad, que estén sellados y que no se permita la apertura del ataúd”.

Vanessa Reyes Navarro, secretaria de Servicios Municipales


La funcionaria explicó que cuando los familiares de los pacientes fallecidos hacen todo el trámite con las empresas funerarias, la compañía va al lugar y desde que retira a la persona fallecida de los hospitales, ya va con la caja fúnebre que contrataron las familias.

Y luego, desde ahí, se prepara el cuerpo y la caja está debidamente sellada con todos los lineamientos que dispone la Secretaría de Salud.

Entre tres y cuatro cremaciones al día

La funcionaria precisó que el panteón municipal presta el servicio a la empresa funeraria para que haga la cremación en el cementerio municipal.

“Ahorita tenemos una demanda de entre tres, cuatro y cinco cremaciones por día; nosotros somos intermediarios entre la empresa funeraria y la familia del difunto».

Vanessa Reyes Navarro.

La funcionaria subrayó que el gobierno municipal atiende, con todas las medidas, a los trabajadores de las empresas funerarias. «Nos entregan el cuerpo en la sala de cremación, y de ahí nosotros nos hacemos cargo con el personal calificado que tenemos, para que haga el movimiento en la sala de cremación”.

Indicó que de acuerdo con los registros, antes de la pandemia se hacían de una a dos cremaciones al día, pero con la llegada del Sars-cov-2, ahora se hacen de tres a cuatro cremaciones al día.

Proceso de cremación requiere de dos horas y media



Detalló que el proceso de cremación tarda más o menos dos horas y media en completarse.

«Sí nos hemos visto saturados, definitivamente sí, pero la instrucción del presidente municipal ha sido que seamos empáticos con la gente, que les ayudemos en todo lo que se pueda y si existe la necesidad de que trabajemos en más horarios y que le demos más atención a la gente, tenemos que hacerlo para que nadie se quede sin ser atendido”.

Vanessa Reyes Navarro.


Una vez cremado, se pone a disposición de los familiares los nichos que se tienen en el panteón. Pueden dejar las cenizas ahí, o si es su deseo, explicó Reyes, ellos pueden retirarse con las cenizas de su familiar. «Es seguro, pues todos los restos ya son cenizas”.

Eso sí, aseguró que hay certeza para las familias de que las cenizas que se les entregan corresponden a sus familiares y no existe ningún margen de error, pues se da servicio por persona y por familia.

«Hay que atender a la gente como se merece. No podemos hacerles pasar un mal momento en el servicio que les estamos prestando, porque al final ellos ya vienen con un dolor”.

Planes para nuevo panteón


Reyes Navarro indicó que el panteón data del 3 de noviembre de 1902, tiene dos secciones, y en su interior existen aproximadamente 50 mil fosas.

La saturación del camposanto llega al 90 o 95 por ciento, por lo que ya no hay espacio. La gente que entra es porque ya tiene sus fosas contratadas y compradas.

Y los escasos espacios que aún existen están pensados para un plazo de siete años. Ya no hay lugares a perpetuidad, advirtió Reyes.

Frente a la crisis, dijo que la única opción es adquirir una fosa de siete años.

Sobre la posible apertura de un nuevo panteón, dijo que analizan cuáles van a ser los espacios, «dónde lo vamos a poner y cómo lo vamos a hacer, para que al final el servicio del panteón municipal siga prestándose para todos los ciudadanos que lo necesiten”.

Aunque se hablaba de un predio anexo en el tiempo del Concejo, Reyes aclaró que se está analizando ubicaciones, pues se deben hacer trámites ante las dependencias para que les den luz verde y se valore si el predio es viable, si cumple con normatividad.















Edgar Chávez

Periodista nacido en Pachuca. Egresado UNAM FES Aragón