Cultura: creatividad para sobrevivir al confinamiento

La pandemia en la actualidad se convirtió en el hito en todos los ámbitos sociales, generando nuevas modalidades de desarrollo y formación para la sociedad.

El conjunto de manifestaciones artísticas, entre ellas el cine, teatro y música, como muchos otros sectores, se transformaron, adaptaron y adecuaron para continuar vigentes y cercanas.

En Hidalgo, los promotores culturales de las bellas artes han experimentado, incluso antes de la contingencia, constantes adversidades en el ejercicio formativo.

Te sugerimos: Artesanas de Tenango de Doria crean Cooperativa Hyadi Njü

Músicos, escritores, bailarines, actores, cineastas, entre otros exponentes artísticos, encontraron en el confinamiento la oportunidad de generar arte; no obstante, la nueva normalidad también limitó casi en su totalidad la interacción presencial con la audiencia.

CINE

En el caso del séptimo arte, en el estado de Hidalgo ha sido impulsado a través de dos festivales independientes, uno de ellos bajo la dirección de Gilberto Ríos Hinojosa.

El Festival Internacional de Cine de Hidalgo, perteneciente a la Red Iberoamericana de Festivales de Cine, surgió como un proyecto de iniciativa civil que genera e impulsa trabajo de cineastas emergentes regionales, y es ventana de exhibición para el cine nacional e internacional.

En su edición 2020, por la pandemia, las actividades se aplazaron de julio a diciembre, reduciendo sus actividades de siete a dos días, con recursos económicos ajustados, ya que los patrocinadores, debido a la crisis económica, se redujeron casi en su totalidad.

“En la vida del Festival no se ha recibido ningún tipo de estímulo económico gubernamental, por decisión. Nuestro compromiso es participar de manera activa y proactiva en el crecimiento cultural y social, fortaleciendo el cine en Hidalgo y el trabajo de artistas regionales”

Exteriorizó Ríos Hinojosa.

Una de las principales promotoras de la cinematografía femenil en la entidad es Ninfa Sánchez, directora del Festival de Cine Dulcísimo Ovario, quien mediante el programa educativo Polos Audiovisuales, asignado por el Instituto Mexicano de Cinematografía, en coordinación con la Secretaría de Cultura Hidalgo, impulsó la formación audiovisual comunitaria durante el 2020.

“Es importante que el estado genere vínculos con instituciones externas y traigan lo que se necesita para apoyar a los festivales existentes en Hidalgo, y a su vez estos permitan hacer actividades formativas en favor de la sociedad”

Mencionó.

Asimismo, consideró que la falta de apertura hacia creadores y promotores culturales no es una situación exclusiva de la pandemia.

“Constantemente hemos acudido a la Secretaría de Cultura con el propósito de gestionar espacios de presentación y creación de cine, pero no hay diálogo; la constante es que no hay presupuesto destinado a cine. El año pasado solicitamos citas y no hubo, porque no estaban trabajando o simplemente no contestaban; no hay apertura para que nos permitan presentar propuestas”.

Indicó.

Ambos festivales, en su edición 2021, visualizan la reestructuración adaptando las dinámicas de manera virtual y con miras internacionales, con lo cual se favorece el reconocimiento del cine estatal y nacional.

TEATRO 

Si bien el confinamiento ha marcado limitantes en las artes, de igual forma ha sido la oportunidad de reflexión y creación para algunos artistas.

La actriz de teatro Alessandra Grácio señaló que este ha sido un periodo con muchos matices y tiempo de confrontación en el ejercicio de su disciplina.

“Esta es la ocasión para reflexionar sobre el quehacer artístico, ¿qué es hacer teatro, para qué lo hacemos?, y más allá de eso ¿de qué forma puedo seguir siendo actriz sin estar en el escenario y sin público?”

Puntualizó.

Detalló que, si bien muchos proyectos quedaron en suspenso, fue también una invitación a la creación y desarrollo de propósitos que complementan otras áreas de la actuación.

Daniel Rivera director de Foro DobleNueve de la Compañía de teatro Bocamina Teatral/Foto: Carlos Sevilla

Por su parte, la también actriz de teatro Cinthia Navarrete compartió que alternativas como el doblaje y emprendimiento se han convertido en la forma de continuar vigente.

“Fue un golpe duro en muchos aspectos, pero esto me incentivó para reinventarme en un sentido creativo y buscar otras alternativas y herramientas. Respeto a quienes deciden no hacer teatro apoyado de medios audiovisuales porque consideran que no es teatro, pero para mí está siendo una herramienta y posibilidad de crecimiento”

Expresó Navarrete.

Ella, con el programa del Centro Cultural Helénico y el INBAL, obtuvo un estímulo para la realización de proyectos, con lo cual inició una etapa digital, escribiendo guiones y generando propuestas visuales a distancia.

El Foro DobleNueve, de la Compañía de teatro Bocamina Teatral, dirigido por Daniel Rivera, fue uno de los espacios culturales que no apostó por el trabajo virtual, al considerarlo para otros géneros como el cine y la televisión.

“Cuando el teatro se hace en línea se pierde lo maravilloso que es estar frente al actor, además de que implica una inversión considerable en equipo para realizar un trabajo de calidad”

comentó Rivera.

Con la suspensión de actividades, las funciones se redujeron casi en su totalidad, quitándoles la oportunidad de independizarse como empresa.  

“Hay que ser claros, los espacios formativos sobreviven en la ciudad de Pachuca porque tienen un mecenas y esta presencia permite resistir, si bien estamos en una situación crítica, cerrar no es una opción”.

Sostuvo.

En su experiencia, expuso que las condiciones laborales actuales en el gremio actoral son complicadas, porque no hay actores sindicalizados o que cuenten con seguridad social.

“Años atrás se creó la Compañía Estatal de Teatro, por parte de Cultura y gobierno estatal, que tendría que otorgar esos beneficios; sin embargo, no ha aportado nada, las condiciones que vivimos como gremio son endebles”.

Expresó.

MÚSICA

La situación de vulnerabilidad no es ajena a quienes se dedican y desarrollan en el mundo de la música, ya que, ante el cierre de espacios públicos, cancelación de eventos sociales, conciertos y presentaciones musicales, se evidenció que aun al ser un trabajo especializado, es catalogado como eventual.

Francisco Rodríguez Escobar, músico y representante de la Sección 155 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Música, compartió que aproximadamente 60 por ciento de elementos pertenecientes al sindicato tiene como actividad preponderante o única la música, situación que obligó a encontrar nuevas alternativas de empleo a los artistas.

La pandemia obligó a encontrar nuevas alternativas de empleo a los artistas/Foto: Carlos Sevilla

Detalló que además de promover y gestionar apoyos para los músicos, de mayo a agosto de 2020 entregaron despensas a filarmónicos de Santiago, Tulancingo y Cuautepec.

En tanto, a músicos de Pachuca y municipios aledaños, con la acreditación y respaldo del sindicato, solicitaron apoyos a gobierno estatal y federal, con lo cual se les otorgó algunos créditos. 

Presupuesto otorgado a la cultura 

Para este reportaje, La Jornada Hidalgo solicitó una postura de la Secretaría de Cultura estatal para conocer su trabajo para el fomento, promoción y creación de las bellas artes, sin embargo, no hubo respuesta.

No obstante, con datos del Presupuesto de Egresos del Estado de Hidalgo, Ejercicio Fiscal 2021, se conoció que el Poder Ejecutivo destinó el presupuesto para Cultura estatal de 50 millones 258 mil 482 pesos.

Dos millones 593 mil 717 pesos menos que en 2020, en donde la dependencia cultural estatal presupuestó 52 millones 852 mil 199, recurso destinado a la diversidad cultural, innovación, emprendimiento, entre otras.

DATO

Dentro del Ejercicio Fiscal 2021, el Poder Ejecutivo destinó para el rubro de Cultura 50 millones 258 mil 482 pesos. Dos millones 593 mil 717 pesos menos que en 2020.