Ex Tuzo respalda llamado de Funes Mori a la selección

El ex jugador de los Tuzos del Pachuca y todo un emblema para ls institución hidalguense, “El Eterno” Gabriel Caballero defendió el llamado de Rogelio Funes Mori, quien nació en Argentina, a la selección mexicana al señalar que ser naturalizado no cambia nada como jugador, porque “uno nace donde le toca, pero después decide dónde vivir y si te trataron bien estarás agradecido”.

Gabriel Caballero, argentino de nacimiento y naturalizado que jugó con el Tri bajo el mando de Javier Aguirre, destacó que aunque hay muchas expectativas, se debe ser consciente de que un solo jugador no es responsable de todas las acciones en un partido.

“No debe de existir diferencia con ser naturalizado, tampoco debe ser el jugador que gambetee a los once rivales y meta el gol de taquito. El futbol es de equipo, dependemos siempre del compañero. Aunque claro, tiene responsabilidad si se le presentan dos oportunidades, al menos una debe de anotar”, mencionó.

Puedes leer: Definidos los octavos de final de la Eurocopa

Por si fuera poco admitió que“siempre habrá polémica” cuando se llama a un naturalizado a la selección, “pero si es con respeto y sólo con la opinión de los que están en el medio, no pasa nada”.

Asimismo dijo que si bien en México hay delanteros con talento, ha bajado el número de jugadores debido a que los clubes han dado más espacio a los foráneos.

Puedes leer: Rogelio Funes Mori contento con representar a México

“La mayoría de los delanteros en los equipos son extranjeros, pero han hecho lugar y han buscado la oportunidad los jugadores jóvenes, pues en más de 10 años no se recurrió a naturalizados”, sostuvo.

Para finalizar afirmó que Gerardo Martino, técnico del Tri, buscó a Funes Mori por la ausencia de Raúl Jiménez ya que “ambos tienen características similares” para ser eje del ataque del tricolor.

Ivan Lozada

El oficio de comunicador lo conozco por herencia, pero escribo mi propia historia desde hace 12 años. Me apasiona el deporte, las redes sociales y busco la felicidad en lo que me rodea.