La dignidad de los hidalguenses no se compra: Julio Menchaca

Claudia Sheinbaum asegura que esta elección será reflejo del 2024

Con la confianza de saberse arriba en las encuestas y la Plaza del Reloj de Pachuca llena de mujeres, llegó Julio Menchaca Salazar, candidato de la coalición Juntos Hacemos Historia en Hidalgo, acompañado de las gobernadoras Claudia Sheinbaum, de la Ciudad de México; Layda Sansores, de Campeche; Índira Vizcaíno, de Colima y la senadora Malú Micher. 

Mientras se escucha al fondo a las seguidoras de Menchaca cantar “ya se van, ya se van, los del PRI ya se van”, se le cuestiona al candidato del porqué de la visita de uno de los bloques femeninos más poderoso de la 4T. Julio sonríe y dice que es muy motivante tener al apoyo de las tres gobernadoras y de una persona como la senadora Malú Micher.  

“Este movimiento tiene personalidades qué presumir, como estar arropado por estas grandes mujeres que hoy gobiernan y una magnífica senadora y van a seguir viniendo más… del otro lado no pueden venir porque están en la cárcel o tienen orden de aprehensión”. 

Claudia Sheinbaum, tranquila, asegura que la elección que habrá en 2022 es un reflejo de lo que se viene en la elección presidencial del 2024 para Morena. 

“Desde que el presidente López Obrador abrió la puerta en el 2018, y lo que ha venido sucediendo en los estados es precisamente eso: que la gente quiere una transformación. Así que las elecciones de las seis entidades y principalmente Hidalgo se puede respirar ese ambiente de cambio y se reflejará en el 2024”. 

Históricamente se le ha acusado al PRI de comprar las elecciones condicionando el voto. Layda Sansores entra al quite y responde de manera irónica. 

“A estas alturas ya nada afectará la elección de Julio y las visitas de Alejandro Moreno nada más son para ratificar su derrota… En Campeche cavaron su tumba y en Hidalgo les vamos a poner su corona de flores”. 

Malú Micher sonríe al cuestionarle si son ciertas las acusaciones de misoginia que señala Carolina Viggiano, la principal contrincante de Menchaca en la elección. 

Un misógino no hubiera aprobado todas las leyes que votó Julio en beneficio de las mujeres y no vas a conocer a ninguna mujer que haya tratado con él que lo acuse de misógino… son feministas de ocasión”, remató. 

En ese contexto, se le pregunta a Menchaca si no tiene miedo de la guerra sucia. Da un respiro y suelta una respuesta contundente. 

“El hecho de que me pongan en todos esos espectaculares de mis contrincantes ha hecho que se me conozca más y como decía Layda: hay una desesperación. Por más dinero que le quieran invertir a una elección no van a ganar porque la dignidad de las y los hidalguenses no tiene precio”. 

Las morenistas y el aspirante a gobernador ríen y se abrazan, mientras en la plaza las mujeres siguen cantando “ya se van, ya se van, los del PRI ya se van”. 

Mostrar más