La voluntad del fuego

Rebeliones

Iniciada la temporada de campañas electorales en la renovación del congreso local y federal, los perfiles de mujeres y varones comienzan a recorrer en “formula” el territorio hidalguense desde las primeras horas del día domingo.
Entre los arranques de campaña podemos observar, algunas tradicionalistas, otras ocurrentes y unas más sin razón de ser por su esencia bizarra, lo que demuestra la experiencia de los coordinadores de campaña o en su defecto de los famosos “operadores políticos”, que conforman la fauna del sistema político mexicano.

Sin embargo, es menester identificar el punto relevante de estos candidatos, y no se encuentra en su aspecto físico, en el grosor de su cartera, o en el instituto político que abandera, ha quedado demostrado que no importa si son “colorados” o “azules” o “guindas”, la razón radica en el óptimo desempeño de las responsabilidades y funciones de un cargo.

Es entonces que encuentro dos características fundamentales para decidir por quien ejercer nuestro sufragio: el primero consiste en el análisis de la narrativa, si escuchamos al candidat@ decir un discurso sin mencionar cuál es su papel principal como diputad@ entonces podremos corroborar su desconocimiento sobre la futura responsabilidad legislativa, lo que contrapone sus principios y valores, corroborando su demagogia.

En el otro extremo analizamos sus antecedentes, hablamos de las acciones y los hechos con los cuales se ha conducido en responsabilidades pasadas, donde podemos observar la esencia de su voluntad, que se traduce como la capacidad humana de decidir y hacer, por lo tanto, podemos contrastar entre lo que dice y lo que ha hecho, poniendo al desnudo su perfil político.

Después de todo será difícil encontrar perfiles que lleven a cabo la filosofía llamada La Voluntad de Fuego descrita en la historia del manga por Masashi Kishimoto, esa que afirma que todo verdadero ninja de Konoha debe amar, creer, proteger y luchar por el bien del pueblo y de lo que cree, siguiendo las hazañas de las generaciones anteriores, en concreto resulta un Sacrificio de su ser, cuerpo, alma, honor y sus vidas mismas para proteger a la aldea y al mundo de una guerra.

Veamos pues quien entrega su voluntad.

Hugo Martínez

Licenciado en Psicología por la UAEH, cuenta con formación en la FCPyS, así como del ISS de la UNAM, de igual forma por UAM.