No es regreso, Canek nunca se fue

Agujeros Negros

La candidatura de representación proporcional por el Partido Verde Ecologista de México (PVEM) a diputado local de Alejandro Canek Vázquez Góngora, se calificó de sorpresa en el proceso electoral, porque además va en el primer lugar de la lista, con lo que prácticamente garantiza su llegada por segunda ocasión al Congreso local, donde pasó del Revolucionario Institucional (PRI) a formar en la 63 Legislatura la primera fracción parlamentaria de Movimiento de Regeneración Nacional (Morena) aunque no fue reconocida formalmente.

En 2018 operó políticamente a favor del lópezobradorismo y después de una pausa inició intensa campaña de posicionamiento en busca de la candidatura a presidente municipal por Morena y a pesar de ser el mejor posicionado en las encuestas con una amplia ventaja sobre todos los precandidatos priistas, no fue considerado y la postulación fue para Pablo Elías Vargas González que perdió una ventaja de 26 puntos reales y perdió la elección.

Canek Vázquez, se retiró de los reflectores pero se mantuvo activo en la política estatal, aunque para algunos sectores desapareció; lo primero se confirma con su postulación por el Verde Ecologista y en política no hay casualidades, menos ahora donde el ajedrez local obliga a jugadas diferentes que permitan reacomodos internos en grupos y partidos con objetivos y propósitos a corto y mediano plazo.

Los movimientos en cada uno de los partidos merecen atención y análisis particulares porque no fue circunstancial la candidatura plurinominal de un político profesional y con experiencia en otras lides y en el contexto estatal, también cuenta la candidatura de Cuauhtémoc Ochoa Fernández por el distrito de Tula e incluso el movimiento de candidatos de Va por México, que llevó al ex dirigente perredista a ser candidato por Actopan.

Por lo pronto la virtual próxima llegada de Vázquez Góngora a la 65 Legislatura contribuirá a una interesante conformación de la misma, si llegan otros actores como Jorge Rojo García de Alba y Alejandro Enciso Arellano, en especial si el Partido Revolucionario Institucional (PRI) logra recuperar la mayoría legislativa.