PRI, sin confiancitas

Agujeros Negros

En los últimos balances realizados en los siete distritos federales y los 18 electorales por el Partido Revolucionario Institucional (PRI) se confirma que las campañas de sus candidatos y de los que integran las coaliciones Va por México y Va por Hidalgo están en ascenso y están en condiciones de tomar la recta final de la etapa proselitista con fuerza para lograr triunfos importantes.

Las estrategias diseñadas en su mayoría permean y la estructuras se complementan en el proyecto para recuperar la mayoría en el Congreso local y contribuir a evitar que Movimiento de Regeneración Nacional (Morena) la mantenga en San Lázaro, sin confiarse en los conflictos internos de sus adversarios que en muchos distritos se muestran divididos y los amenaza el voto de castigo.

Las preferencias electorales que se mostraban favorables para sus adversarios se han ido revirtiendo y estiman que hay tiempo suficiente en las próximas tres semanas para remontarlas y conseguir los objetivos trazados porque la población percibe el objetivo central de rescatar al país y estiman que las encuestas aparecidas recientemente se deben leer cuidadosamente porque las ventajas en algunos casos no son definitivas.

A pesar de las pugnas intestinas en los partidos de Juntos Haremos Historia, sus candidatos hacen esfuerzos para lograr el triunfo, por eso la recomendación ha sido no hacer confianza, reforzar el trabajo proselitista para que puedan repetir el resultado de las elecciones municipales del 18 octubre de 202, más aseguran en su análisis cuando se evidencia cada vez más la ineficacia del gobierno federal.

Por lo pronto es evidente que en los distritos capitalinos la delantera corresponde a los candidatos priistas, porque además es donde repercute más el cierre filas, aunque en algunos distritos prefieren que varios de los personajes que acudieron a tomarse la foto, no hagan presencia porque perjudican como en el Valle del Mezquital, donde sus abanderados escalan posiciones.

En distrito segundo y séptimo llevan ligera ventaja; en el quinto distrito la competencia está pareja; en el primero van remontando y en el tercero les aventajan, pero al faltar 25 días para los comicios estiman buenos resultados en la elección federal como en la local, donde se observa una sensible recuperación.