¿Sabías que Pachuca y Tulancingo disputaron ser la capital de Hidalgo?

Texto que establecen las razones políticas, demográficas, económicas, culturales y sociales por las que Pachuca se elige como la capital del estado

Con motivo del 152 aniversario de la creación estado de Hidalgo, se realizó la presentación editorial del libro Pachuca y Tulancingo, la disputa por la ciudad capital, de Eduardo Cruz Beltrán.

Fue a través del Centro de Investigaciones Históricas y Culturales de la Secretaría de Cultura en Hidalgo, que se realizó de manera virtual esta presentación moderada por Sergio Miranda y la participación de Verónica Kugel.

Esta obra realizada como parte de la investigación de Eduardo Cruz, se da a conocer la forma en que resolvió el polémico hecho de la elección de la capital del estado en Hidalgo.

Te puede interesar: Habrá celebración por el 152 aniversario de Hidalgo

Entre los hechos ocurridos  destaca la historia documentada en los distritos del Hidalgo: Huejutla, Tulancingo, Actopan y Tula; la participación de liberales y conservadores, los enfrentamientos ideológicos y la división territorial, así como la participación de personajes históricos.

El origen del libro

El autor señala que el libro nació por la inquietud que se tiene por la designación de la capital del estado, especialmente en Tulancingo.

El libro está conformado por dos antecedentes, uno de ellos en donde Pachuca y Tulancingo comienzan a figurar en el ámbito público y político, especialmente Tulancingo, ocupando cargos importantes de poder público; y la segunda parte, las condiciones por las que se decide establecer a Pachuca como capital.

“Mucho se ha leído, incluso en otros textos y distintas interpretaciones de cronistas e historiadores, que se considera como castigo de Benito Juárez hacia Tulancingo por no otorgarle la sede de los poderes, sin embargo, la historia nos demuestra que no fue así”

Eduardo Cruz Beltrán

En su oportunidad, Verónica Kugel, secretaria de Patrimonio y Fomento Cultural de Hidalgo,  felicitó al autor por un aporte más a la historia del estado.

“Es un texto que amerita que reflexionemos más sobre él, espero con ansias el trabajo que hará Eduardo a futuro”, sentenció Kugel.