Defenderemos el agua de Tula «hasta que arda Troya»

El Gobierno federal pretende llevarse el agua del subsuelo de la región de Tula para abastecer al aeropuerto de Santa Lucía

Luego de señalar que existe la intención del Gobierno federal de llevarse el agua del subsuelo de la región de Tula para abastecer al aeropuerto de Santa Lucía, Francisco Chew Plascencia, líder del Movimiento Social por la Tierra (MST), advirtió que se coordinarán y organizarán con las comunidades y ejidos afectados en esa zona del Estado de México para integran un frente común para defender el agua y la tierra.

Existe la intención del Gobierno federal de llevarse el agua a Santa Lucía porque el aeropuerto no tiene viabilidad debido a que no existen recursos hídricos en esa zona; entonces la fórmula que idearon es llevarse el agua de Tula.

En entrevista con La Jornada Hidalgo, Chew destacó que no están dispuestos a permitirlo y ya existe una convergencia desde múltiples sectores sociales que se manifestaron en contra de que se saque nuevamente a la región para favorecer macroproyectos como el Nuevo Aeropuerto Internacional de México (NAIM) que nada tienen que ver con el beneficio de la población.

Lee también: Hidalgo, comprometido con apoyar el aeropuerto Santa Lucía: Fayad

“Quieren hacer un acueducto para abastecer al aeropuerto entonces no lo vamos a permitir de ninguna manera”, denunció el activista medioambiental, a la par que destacó que en la región existe ya una crisis hídrica, pues incluso las presas tienen niveles muy por debajo del nivel histórico y aún así piensan en llevarse el agua del subsuelo.

Para las organizaciones sociales, el proyecto de construir el NAIM es inviable y han denunciado despojos de terrenos justo para construir las redes de interconectividad.

Puedes leer: Hasta 33 tipos de cáncer por contaminación en región Tula y Valle del Mezquital

Agua será defendida hasta que arda Troya

De acuerdo con Francisco Chew, se trabaja ya para establecer una alianza entre las comunidades y ejidos afectados por el aeropuerto en la zona aledaña de Santa Lucía, para coordinarse con la región de Tula y defender el agua del subsuelo. “Aquí va a arder Troya si continúan con sus pretensiones de llevarse el agua a Santa Lucía”, dijo el activista.  

Tras advertir que no se puede fincar el desarrollo del país sobre la destrucción de toda una región, de su salud y la miseria de miles de personas, donde se depreda el medio ambiente y el agua.